noviembre 28, 2021

El trasplante de órganos en Paraguay y su caída más drástica a causa del Covid-19

El nuevo coronavirus no solo se está cobrando vidas y acumulando más infectados en nuestro país, sino también se lleva la esperanza de más de un centenar de personas que aguardan por un donante.

El tiempo no apremia y las cifras son bajas. El descenso de donantes fue tal que este mes llegó al 1% y la proyección para fin de año es llegar al 2%, con suerte.

“La tasa de donación bajó terriblemente en todo el mundo. Desde el momento en que un virus es transmisible a nosotros nos afecta directamente, por el riesgo que implica la operación”, expresó el director del Instituto Nacional de Ablación y Trasplante (INAT), Gustavo Melgarejo a Última Hora.

Actualmente, solo se tienen habilitados los trasplantes de tejidos (piel y córnea), debido a que los implantes se realizan a la semana de extracción y los riesgos para el paciente son menores.

Más allá de los protocolos y recomendaciones del Ministerio de Salud para el tratamiento de los pacientes fallecidos durante esta cuarentena, para el INAT el desafío se centra en el tiempo en que se obtiene la prueba que diagnostica la enfermedad.

Ante el nuevo escenario mundial, como es de esperarse, entre las pruebas serológicas obligatorias tanto para el donante como para el receptor fue incluida la del Covid-19.

El inconveniente es que los resultados del examen PCR para el coronavirus están en 24 horas y los órganos, dependiendo de cuál sea, solo duran hasta ocho horas fuera del cuerpo.

Related Posts